Argentina: Liga Profesional de Fútbol resolvió revocarle derechos de transmisión a Fox Sports/ESPN

Argentina: Liga Profesional de Fútbol resolvió revocarle derechos de transmisión a Fox Sports/ESPN

Los 24 clubes integrantes de la Liga Profesional de Fútbol, torneo oficial de primera división del balompié argentino, decidieron este mediodía en una reunión virtual por Zoom ─que contó con una docena de dirigenteṣ─ quitarle los derechos de emisión del campeonato a las señales deportivas de Disney ─cuya cartera incluye en esta parte del mundo 3 canales con la marca Fox Sports y 4 de ESPNde “manera irrevocable”.

Se justifica la decisión argumentando “graves incumplimientos” al no ser notificada en su momento la fusión (dentro de los 30 días), a lo que se suma la recomendación de organismos estatales reguladores de rechazar la aceptación de continuar con el proceso, que lleva más de un año realizándose discretamente pero cada vez es más notorio gracias al vaciamiento de contenidos.

“Durante más de 18 meses en los cuales mantuvieron oculto el Cambio de Control ya ocurrido, ha impedido a las Entidades del Futbol el ejercicio de sus derechos contractuales, a cuyo efecto la cláusula 21.15 había establecido el deber de notificación respecto del acaecimiento de un Cambio de Control dentro de un plazo esencial acompañando la documentación pertinente para acreditar las calidades requeridas y las garantías suficientes para las Entidades del Fútbol”, se adjunta desde la Liga.

El porcentaje del paquete de derechos correspondiente a Fox Sports (50 %) tiene 2 posibles destinos: el primero, que TNT Sports (adjudicataria del otro 50 % del paquete) adquiera la otra parte. La empresa Turner tendrá prioridad al tener que comenzar primero las negociaciones con ella, tal como indica el contrato que firmó hace 3 años. Esto incluye también una mayor fuente de ingresos para la organización, debido a que se procura elevar el costo de los derechos, blanco de quejas por parte de algunos dirigentes en los últimos tiempos.

En caso contrario, la segunda opción se pondrá en marcha, que consiste en licitar ese 50 % que quedará vacante de adjudicatario a otro consorcio o señal que desee tener la emisión.

El tiempo es escaso para movilizarse, pues en 2 semanas volverá a rodar la pelota en las canchas argentinas.